15/06/2018

Trucos para convertirte en un maestro de las barbacoas

El verano lo tenemos ya delante de nosotros, el calor va apretando (demasiado quizás) y las ganas de quedar con los amigos y familia para comer al aire libre, alrededor de una buena mesa y con una gran barbacoa empieza a ser demasiado fuerte.

Sabemos que quizás no eres un experto en barbacoas, pero ganas n de empezar no te faltan y nosotros hoy te vamos a traer una serie de consejos para que, al final de la velada, seas la envidia de todos tus amigos y hagas que quieran volver a casa para probar tu deliciosa comida.

Antes de empezar con los consejos, hay que remarcar el hecho de que cuanto mejor planifiques tu barbacoa mejor resultado tendrá ésta.

1)Cuánta gente irá a la Barbacoa

Lo primero que debemos saber es cuánta gente acudirá a nuestra barbacoa, aunque sea de forma aproximada. De esa manera podremos calcular cuánta comida debemos de comprar; con unos 350-400 gramos de carne por persona la gente saldrá con el estómago razonablemente lleno.

Ya luego la forma de distribuir dicha cantidad entre los diferentes tipos de comida dependerá de ti y de cuánto sepas acerca de los gustos de la gente que acudirá a tu barbacoa.

 

2) Qué tipo de combustible usar para las brasas

 

Para los más tradicionales su usaremos leña o carbón para las brasas. Si optamos por leña, ésta debe de estar seca, mientras, que si optamos por carbón, lo que debemos de tener en cuenta será qué tipo de carbón usaremos, si mineral o vegetal.

 

Si usamos carbón del primer tipo entonces debemos de vigilar el cómo encenderlo, mientras que si elegimos el carbón vegetal la clave está en no quedarse cortos añadiendo.

 

3) Prestar mucha atención a la carne

 

En una barbacoa debemos de prestar mucha atención a la proteína principal, la carne, ya que no se trata simplemente de sacarla y ponerla encima de la barbacoa, esperando que por arte de magia salga perfecta. Por eso hay que tener en cuenta algunos puntos:

 

  • Poner la carne a temperatura ambiente una hora antes de echarla a la barbacoa
  • En caso de querer aromatizar la carne, las mejores soluciones son el romero o el tomillo, añadiéndolos al borde de la barbacoa.
  • Salpimentar la carne, para que la sal extraiga todo el sabor de la misma y para que la pimienta resalte sus puntos fuertes.
  • No debemos de probar con un corte de carne para todas, hay que añadir variedad a los cortes para que sorprendamos a nuestros invitados.
  • No debemos de marear la carne una vez que la estemos cocinando, es decir, que con darle la vuelta una vez es más que suficiente.
  • Otra cuestión muy importante para la carne consiste en no pincharla, ya que con esto lo único que se consigue es que ésta pierda su jugo y parte de sus sabor, quedando de esta manera mucho más seca.
  • En cuanto al orden de la parrilla lo que debemos de tener en cuenta es: comenzar con chorizos y morcillas. Después seguimos con las piezas de pollo, como pueden ser los muslos, alitas y pechugas. Una vez que vayamos sacando estas piezas debemos de introducir en la barbacoa las piezas más grandes.

barbacoa-severin

 

 

4) Una vez que hayamos terminado

 

Una vez que la barbacoa haya terminado debemos de seguir teniendo en cuenta que las brasas aún conservan buena parte del calor. No debemos dejar que las brasas queden en la barbacoa y, como última opción, podemos echar agua por encima para apagarlas.

Limpiar la parrilla es otro tema a tener muy en cuenta. La mejor opción es, que cuando aún esté caliente, pasar un estropajo metálico para dejar cada una de las láminas limpias. Es más fácil hacerlo en ese momento a después cuando la suciedad esté mucho más pegada y sea más difícil de limpiar.

 

5) No sólo de carne vive la barbacoa

 

Debemos de tener en cuenta que puede ser que haya gente que asista a nuestra barbacoa quiera comer carne, por lo que debemos de tener alguna que otra opción que no sea basada en la carne.

Lo que te recomendamos desde aquí es preparar un buen gazpacho andaluz, que en esta época del año va genial, salmorejo o alguna ensalada de temporada. De esta manera ofreces una mayor variedad de comida, y encima muy saludable.

Con estos sencillos trucos, más tu pericia, conseguirás tener una barbacoa con la que conseguirás dejar boquiabiertos a todos tus invitados.